la rebelión consiste en mirar una rosa

hasta pulverizarse los ojos


Alejandra Pizarnik








“Y estamos marchando todavía en las calles

Con pequeñas victorias y grandes fracasos

Pero hay alegría y hay esperanza

Y hay un lugar para ti”

Joan Báez





Joan Baez: Diamonds and Rust/ Diamantes y Herrumbre, diferentes versiones, videos, letra y fotos



























Diamonds and rust
Letra y música Joan Baez

Well I'll be damned
Here comes your ghost again
But that's not unusual
It's just that the moon is full
And you happened to call
And here I sit
Hand on the telephone
Hearing a voice I'd known
A couple of light years ago
Heading straight for a fall 

As I remember your eyes
Were bluer than robin's eggs
My poetry was lousy you said
Where are you calling from?
A booth in the midwest
Ten years ago
I bought you some cufflinks
You brought me something
We both know what memories can bring
They bring diamonds and rust 

Well you burst on the scene
Already a legend
The unwashed phenomenon
The original vagabond
You strayed into my arms
And there you stayed
Temporarily lost at sea
The Madonna was yours for free
Yes the girl on the half-shell
Would keep you unharmed
Now I see you standing
With brown leaves falling around
And snow in your hair 

Now you're smiling out the window
Of that crummy hotel
Over Washington Square
Our breath comes out white clouds
Mingles and hangs in the air
Speaking strictly for me
We both could have died then and there 

Now you're telling me
You're not nostalgic
Then give me another word for it
You who are so good with words
And at keeping things vague
Because I need some of that vagueness now
It's all come back too clearly
Yes I loved you dearly
And if you're offering me diamonds and rust
I've already paid

© Joan Baez,
1975 Chandos Music (ASCAP)








Diamantes y Herrumbre

Bueno, he sido condenada
Aquí viene tu fantasma otra vez
Pero no es algo inusual
Es porque hay luna llena
Y tú me llamaste
Y aquí estoy sentada
Con el teléfono en la mano
Escuchando una voz que conocí
Hace un par de años luz
Una voz cayendo en picada

Recuerdo que tus ojos
Eran más azules que los huevos de un petirrojo
Me dijiste que mi poesía era pésima
¿Desde donde me estás llamando?
Una cabina telefónica en el Medio Oeste
Hace diez años atrás
Te compré unos gemelos
Tú  me regalaste algo
Ambos sabemos los que los recuerdos pueden traer
Traen diamantes y herrumbre.

Cuando irrumpiste en la escena
Ya eras una leyenda
Un fenómeno excepcional
El vagabundo original
Te perdiste en  mis brazos
Y allí te quedaste
Temporalmente perdido en el mar
La Madonna era tu libertad
Sí, la chica que era tu otra mitad
Te mantendría a salvo
Ahora te veo allí
Con las hojas secas cayendo a tu alrededor
Y nieve en el pelo
Ambos sonreimos en la ventana
De ese hotel de mala muerte
En Washington Square
Nuestro aliento formaba una nube blanca
Mezclándose y flotando en el aire
Sinceramente, hablando estrictamente por mí,
Ambos podríamos haber muerto entonces y allí

Ahora me dices
Que no eres  nostálgico
Dame entonces otra palabra
Tú que eres tan bueno con las palabras
Y haciendo que todo parezca banal
Porque yo necesito algo de esa  banalidad ahora
Es que el pasado volvió tan claramente
Sí, yo te quería con todo mi corazón, querido
Y si tú me ofreces diamantes y herrumbre
Yo ya he pagado


© Joan Baez












“Cuando vi a Joan cantando en la televisión pensé, “
esta chica necesita un chico que cante con ella” (ríe). 
Ella era una gran guitarrista y realmente fue una influencia 
muy importante para mí”.
Bob Dylan
“No Direction Home”, 2005






“El desastroso hotel de Washington Square costaba 12 dólares la noche. 
No tenía servicio de habitaciones y su clientela se componía de 
drogadictos, transexuales en transición, alcohólicos y gente de ese estilo (…). 
A mí me hacía sentir beat y a Bob, sentirse como en casa. (...)
Nos hacían una entrevista en la habitación y nos preguntaban sobre 
nuestras respectivas carreras.   
Tal vez aquella tarde me sentí más cerca  que nunca de Bob: 
sus ojos eran tan viejos como los de Dios 
y él era tan frágil como una hoja en invierno.”

Joan Baez
“Y una voz para cantar”
Seix Barral  (1988)







"Todo lo que hacía  (Joan) funcionaba. 
El hecho de que tuviera la misma edad que yo 
casi me hacía sentir inútil. Por ilógico que parezca,
algo me dijo que era mi alma gemela,
que era la cantante con la que mi voz 
podía armonizar perfectamente".

Bob Dylan,
“Crónicas”, 2005





“Vi a Bob Dylan por primera vez en 1961, en Gerde´s  Folk City, 
Greenwich Village.  No resultaba muy imponente… (tenía) el pelo por las orejas 
y rizos en la frente.    Tocaba una guitarra que le empequeñecía, 
apoyándose ora en un pie, ora en el otro. “







“Llevaba una chaqueta de cuero oxidado dos tallas pequeñas, 
tenía mofletes de niño pero boca asesina: 
suave, sensual, infantil, nerviosa y reticente. “






 
“Más que cantar, escupía las letras de las canciones. 
Eran originales y frescas, aunque crudas y desgarradoras.   
Era absurdo, era nuevo e indescriptiblemente mugriento. “











“Cuando acabó su actuación me lo trajeron a la mesa 
y se inició el histórico evento de nuestro encuentro. 
El me miraba nervioso, murmurando palabras corteses
y sonriendo con gesto divertido. 
Yo bebía mi “Shirley Temple” a pequeños sorbos, 
sintiéndome como la vieja reina madre de la música folk (…) 
Era indudable que ese chico era excepcional 
y tenía el don de llegarle a la gente.”


Joan Baez
“Y una voz para cantar”
Seix Barral  (1988)